Editar el contenido

PRÓXIMOS EVENTOS

Código promocional: SPEAKER

LANDING PAGES

ARTÍCULO

El Dr. Derek Yach denuncia las declaraciones engañosas de la Sociedad Brasileña de Cardiología

La Sociedad Brasileña de Cardiología defiende la prohibición de los sistemas electrónicos de administración de nicotina. En una declaración contundente, el Dr. Derek Yach criticó duramente el reciente comunicado sobre estos productos, calificándolo de «engañoso y distorsionado». El experto en salud pública exhortó a la entidad a retractarse y a adoptar estrategias de reducción de daños. Estas medidas podrían ser cruciales para mejorar la salud cardiaca en Brasil, previniendo la muerte prematura de miles de personas.

En un reciente informe, la Sociedad Brasileña de Cardiología (SBC) enumeró diez razones para mantener la prohibición de los sistemas electrónicos de administración de nicotina (conocidos como ENDS), que incluyen los vaporizadores y productos de tabaco calentado. Esta prohibición, vigente desde 2009 y recientemente reafirmada, pretende demostrar el compromiso del país con el control del tabaco. 

Sin embargo, la efectividad de la medida ha sido constantemente cuestionada, especialmente porque la historia ha demostrado que las prohibiciones sin un marco regulatorio sólido y fundamentado en evidencia científica rigurosa pueden acarrear más problemas que soluciones. Esto incluye el aumento del mercado negro, el uso de productos más peligrosos sin ningún tipo de control de calidad y, en este caso, la falta de opciones de reducción de daños para los fumadores que buscan alternativas más seguras.

¿Qué dicen las voces autorizadas?

Expertos reconocidos en el campo han centrado su atención en la situación de Brasil. Entre ellos se encuentra el Dr. Derek Yach, quien recientemente expresó con vehemencia que la prohibición en el país ignora las evidencias científicas y los beneficios potenciales que estos dispositivos ofrecen en la reducción de daños relacionados con el tabaquismo.

La SBC argumenta que eliminar la prohibición podría debilitar el liderazgo global de Brasil en el control del tabaco y fomentar que los jóvenes comiencen a fumar. Sin embargo, el Dr. Yach contradice estas afirmaciones apoyándose en estudios realizados en países como Estados Unidos y el Reino Unido, que sugieren que el uso de vaporizadores podría reducir la probabilidad de que los jóvenes inicien el consumo de cigarrillos o se involucren en el uso de drogas más duras.

Uno de los principales argumentos de la Sociedad Brasileña de Cardiología es el riesgo potencial que los vaporizadores representan para las enfermedades cardiovasculares. No obstante, el Dr. Derek Yach critica la metodología de los estudios que respaldan esta afirmación, señalando que varios de ellos han sido retirados debido a sesgos metodológicos. Esta situación suscita serias dudas sobre la solidez de la investigación que fundamenta la postura de la SBC.

Más allá de las críticas metodológicas, el Dr. Yach resalta la efectividad de los vapes como herramienta para la cesación del tabaquismo. Hace referencia a metaanálisis realizados por el grupo Cochrane que comparan los vapes con terapias tradicionales de reemplazo de nicotina. Estos estudios concluyen que los vaporizadores son significativamente más efectivos para ayudar a los fumadores a dejar el hábito por completo.

La discusión sobre los vaporizadores va más allá de la medicina y entra en el terreno ético. El Dr. Derek Yach invita a reflexionar sobre la responsabilidad médica y la ética detrás de ofrecer a los pacientes las mejores oportunidades para mejorar su salud. Destaca una cita de Nancy Rigotti, quien en un editorial del New England Journal of Medicine enfatiza la importancia de que los médicos consideren los vapes como una opción viable para sus pacientes fumadores, particularmente para aquellos en riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas.

Una discusión de escala mundial

El debate en Brasil es un reflejo de una tensión global entre políticas de salud pública reaccionarias, que se centran en la prohibición, y un enfoque más humanizado y centrado en las personas, que promueve la reducción de daños. Esta discusión trasciende la salud pública y plantea preguntas sobre cómo las sociedades determinan qué riesgos son aceptables en la búsqueda de un bien mayor.

Como ocurre frecuentemente con las prohibiciones, la implementada en Brasil no ha logrado sus objetivos por diversas razones. A pesar de la prohibición vigente desde 2009, millones de personas que han dejado de fumar a través del vapeo continúan utilizando estos productos, impulsando así, de manera forzosa, un lucrativo mercado ilegal que se beneficia de la prohibición. 

Esto pone en evidencia la ineficacia de las restricciones severas. Además, las políticas que respaldan estas prohibiciones a menudo se fundamentan en estudios mal interpretados o metodológicamente deficientes, como demuestra el Dr. Yach, contribuyendo así a un escenario de desinformación pública que perpetúa la falta de seguridad y control de calidad en los productos que circulan en el mercado negro, manejados por organizaciones criminales.

Además, estas restricciones tienen un impacto social desigual, pues afectan principalmente a grupos vulnerables y exacerban las desigualdades de salud. El Dr. Yach recuerda que países como el Reino Unido y Estados Unidos han demostrado que una regulación adecuada de los ENDS puede facilitar la cesación del tabaquismo sin incrementar su uso entre los jóvenes. 

Imponer prohibiciones también genera dilemas éticos relacionados con la limitación del acceso a alternativas potencialmente menos dañinas y la restricción de derechos individuales y colectivos. Esto es especialmente problemático cuando existen evidencias que sugieren beneficios significativos en la reducción de daños asociados con estas alternativas.

Este conflicto resalta la necesidad de fundamentar las políticas públicas en evidencia sólida y fomentar un diálogo abierto y sincero sobre las estrategias más efectivas para combatir el tabaquismo. El Dr. Yach destaca que la experiencia de Brasil en la reducción de daños en áreas como el VIH y el consumo de drogas podría servir como modelo para replantear el enfoque actual hacia el tabaco y la nicotina. Mientras tanto, advierte que la comunidad médica y los formuladores de políticas deben abordar esta compleja situación con una perspectiva crítica y compasiva, buscando equilibrar los fundamentos científicos con la sensibilidad social. De este modo, se podría trazar un camino que verdaderamente proteja y mejore la salud pública.

En este sentido, el Dr. Yach criticó duramente a la Sociedad Brasileña de Cardiología: «La Sociedad Brasileña de Cardiología debería avergonzarse por publicar una declaración que es engañosa y distorsionada, y que conduce a que sus colegas médicos ofrezcan consejos incorrectos que podrían resultar en la muerte prematura de muchos pacientes alrededor del mundo. Esperamos que se retracten formalmente lo antes posible y reconsideren los éxitos previos que han tenido en la reducción de daños en áreas como el abuso de drogas y el VIH/SIDA y que adopten este enfoque en su lugar. Es el camino a seguir para mejorar la salud cardiaca de los brasileños».

Escuche aquí la declaración completa del Dr. Yach

Hemos intentado contactar a la Sociedad Brasileña de Cardiología (SBC) por teléfono y correo electrónico para resolver algunas preguntas, pero hasta el momento de esta publicación no hemos recibido respuestas. Este artículo será actualizado en caso de que lleguen.

  1. ¿Difieren las prioridades de salud pública en Brasil significativamente de las del Reino Unido o Nueva Zelanda, especialmente en términos de tasas y patrones de tabaquismo?
  1. ¿Están las decisiones regulatorias en Brasil influenciadas por políticas locales y presiones económicas de manera diferente que en otros países?
  1. ¿Varían las percepciones culturales y sociales respecto a los ENDS en Brasil en comparación con otros países, se ven con más escepticismo?
  1. ¿Existe una divergencia en la interpretación de la evidencia científica sobre los riesgos y beneficios de los ENDS entre Brasil y países que han regulado estos productos?
  1. ¿Está menos desarrollada la capacidad regulatoria en Brasil para implementar una regulación efectiva de los ENDS en comparación con el Reino Unido y Nueva Zelanda?
  1. ¿Cómo influye el historial y la experiencia previa en políticas de control del tabaco en Brasil en la forma en que se aborda la regulación de los ENDS?

Este artículo es una publicación original. Si encuentra algún error, inconsistencia o tiene información que pueda complementar el texto, comuníquese utilizando el formulario de contacto o por correo electrónico a [email protected].

La entrada El Dr. Derek Yach denuncia las declaraciones engañosas de la Sociedad Brasileña de Cardiología se publicó primero en VAPING TODAY.

Subscríbete a nuestro boletín

Recibe actualizaciones para estar al tanto de nuestras acciones